Prepárate para conseguir postres más sanos

29 Noviembre, 2013 - Buscar alternativas al consumo de azúcar y limitar las raciones son algunos de los trucos para restar calorías y sumar salud

¿Quién puede resistirse a esta delicia? Independientemente de la edad o nuestras preferencias, los postres son el broche perfecto para cualquier comida o cena. Ahora bien: aunque nuestro paladar los adora, no se puede decir lo mismo por lo que respecta a nuestra salud.

¿El motivo? Las grandes cantidades de azúcar que acostumbran contener (por ejemplo, una proporción equivalente a un vasito de yogur para elaborar un bizcocho), por no hablar del alto porcentaje de grasas saturadas que presentan aquellas recetas que incorporan lácteos o mantequilla.

Para que a nadie le amargue un dulce, aquí te dejamos algunos consejos para restar calorías —que no sabor— a tus especialidades más irresistibles. Ahí van:

Prepárate para conseguir postres más sanos

  1. Limita el azúcar. En los últimos años, ha aumentado la publicación de recetarios que incluyen postres tradicionales en los que se rebaja (o se suprime totalmente) el uso del azúcar de siempre y lo sustituye por edulcorantes naturales, como la estevia. Este producto, aprobado para uso alimentario es más recomendable que los edulcorantes artificiales (como el aspartamo o el ciclamato). Otra deliciosa opción consiste en añadir a nuestra preparación frutas desecadas: uvas pasas, orejones, bayas de goji, etc...
  2. Cuida las proporciones. ¿Sabías que el tamaño y la forma de la vajilla condicionan hasta en un 72% la cantidad que se ingiere? Por eso, es recomendable no llenar los platos y recurrir a aquellos que sean más pequeños. Igualmente, vale la pena recordar que un estudio asegura que el color rojo puede ayudar a controlar nuestro apetito.
  3. Consigue postres más nutritivos. Sustituir ciertos ingredientes —por ejemplo, usar harina integral en vez de harina refinada, cambiar la leche de vaca por la de almendras o agregar tofu en lugar de queso fresco— puede servir que consigamos postres más ligeros y más interesantes desde el punto de vista nutricional, al contar con más fibra, vitaminas y minerales.
  4. Ponle freno al café. Aunque nadie pone en duda los efectos beneficiosos del café, tener la necesidad de tomar todos los días esta bebida puede perjudicarnos en algunos casos (como en el de quienes tienen hipertensión). Para reducir su presencia en nuestra dieta, elige alternativas como los cereales triturados y tostados (no confundir con los copos del desayuno) o el llamado café de achicoria.
  5. Prohibido repetir. Para evitar la tentación de excedernos con las cantidades, sirve los postres y retira la fuente.

Si quieres saber más sobre estos temas, recuerda que dispones de diversos cursos sobre dietética y nutrición que, además de mejorar tu bienestar y tu calidad de vida, te brindarán una formación que es sinónimo de interesantes salidas profesionales.

¿Cómo comes?

Cursos relacionados con el artículo "Prepárate para conseguir postres más sanos" :


Noticias Quecursar