A la atención de quien corresponda

19 Marzo, 2009 - Acompaña tu CV con una carta de presentación efectiva.

Nuestro CV es como una radiografía de nuestros conocimientos, experiencia y habilidades. Podemos hacer que esta radiografía se centre en determinados aspectos según la candidatura a la que nos queremos presentar. La carta de presentación se convierte entonces en una petición para el diagnóstico por parte de nuestros futuros jefes. Sáltate la “lista de espera”: haz que tus empleadores tengan ganas de leer tu CV y consigue una entrevista para el puesto que buscas.

¿Qué tenemos que explicar en una carta de presentación? ¿Qué aspectos debemos tener en cuenta? Tienen una estructura muy sencilla y marcada: tres párrafos, y cada uno de ellos tiene una función. Antes de empezar a redactar, preocúpate por investigar y saber a quién la tienes que dirigir, quién es el responsable de selección. Lo ideal es elaborar una carta diferente para cada candidatura, personalizando cada uno de los párrafos que a continuación detallaremos. Es importante también cuidar el formato y el lenguaje utilizado (revisa tu ortografía, gramática y estilo). Darás calidad a tu candidatura.

Desgranemos la carta párrafo a párrafo:

  1. Capta la atención de tu lector. ¿Para qué envías la carta? Sé directo y dinámico, indica el objetivo de tu carta y cómo te enteraste de la oferta. Por ejemplo: “Según la oferta publicada en [indica el nombre de la web o medio de comunicación] el día [indica la fecha], les hago llegar mi candidatura para el puesto [indica el nombre del cargo, según la oferta publicada].”
  2. Razones por las que te presentas al puesto. ¿Por qué quieres trabajar en esa compañía y especialmente en ese puesto? ¿Qué te interesa de la actividad de la empresa? Investiga en Internet todo lo que encuentres sobre ella, ya sea en su web corporativa o por referencias en portales o blogs, por ejemplo. Debes relacionar tus intereses con tu experiencia y habilidades. Por ejemplo, si el puesto es para técnico contable, indicar qué experiencia previa tienes y en qué sectores has trabajado, así como las habilidades y responsabilidades que ejercías. Recuerda ser breve y directo.
  3. Muestra tu interés. El tercer párrafo refuerza tu interés por conseguir una entrevista con la empresa y así poder asegurarte una futura comunicación con la empresa. Puedes escribir, por ejemplo, una frase del estilo “Espero consideren mi candidatura y quedo a su disposición para concertar una entrevista o bien hacerle llegar cualquier información complementaria”.

Estás disponible para una entrevista: así que proporciona los teléfonos de contacto, móvil y correo electrónico. Como puedes ver, en ningún momento debes hablar de dinero. Esos temas es mejor comentarlos en una entrevista. La carta debe ser honesta, por ello es importante ponerte siempre en el lugar de la persona que la va a recibir. Cuando la termines de redactar, vuélvela a leer, comprueba que has seguido todos los pasos indicados y, si es necesario, haz que algún conocido la lea y te dé su opinión. Con la práctica, estos pasos cada vez los harás más rápido y verás lo útil que es contar con una buena carta de presentación.


Noticias Quecursar